El calentador no es un lujo

0

La hipotermia suele ser el resultado de un acuario o estanque que no está calentado adecuadamente. Este problema es más común en los climas más fríos o durante los meses de invierno.

Gabriel P from Pexels

En la mayoría de los casos, el calentador está ausente, no funciona bien o no tiene la fuerza suficiente para mantener la temperatura del agua a niveles óptimos.

Debido a la amplia variabilidad de especies que existe es difícil definir la temperatura óptima de un acuario o estanque. Recuerda a los clientes que, por regla general

  • La mayoría de los peces tropicales de agua dulce y marina requieren temperaturas de entre 24 y 28ºC.
  • Los peces de aguas templadas y frías tienen requisitos de temperatura más bajos; los peces dorados y los koi prosperan a temperaturas del agua de entre 18 y 24ºC.

Lo más importante es saber qué población hay en el acuario y sus necesidades para un mantenimiento óptimo.

La causa más común de la hipotermia es la ausencia de un calentador sumergible. Si hay un calentador, hay que evaluar su potencia y comprobar si funciona correctamente.

Los acuarios situados cerca de zonas con corrientes de aire, incluso cuando están correctamente calentados, pueden sufrir hipotermia, más con la reciente ola de frío que hemos sufrido. Se puede utilizar un termómetro de precisión para controlar la temperatura del agua y diagnosticar el problema.

Qué se debe tener en cuenta

Los peces que sufren de hipotermia parecen lentos, deprimidos y pueden ser anoréxicos (no comen). La hipotermia puede conducir a un metabolismo anormal y a un sistema inmunológico disfuncional.

La mortalidad varía y depende de:

  • La especie
  • La temperatura del agua
  • La duración de la exposición

Actuar con rapidez

Un diagnóstico rápido y la corrección del problema produce un pronóstico favorable en la mayoría de los casos. El profesional puede realizar pruebas de agua para descartar otros problemas que pueden imitar la hipotermia.
Hay que aumentar la temperatura del agua gradualmente de forma lenta.

Cuidados preventivos

La mayoría de los acuarios cerrados y en recirculación pueden mantenerse térmicamente con un vatio de potencia de calefacción por litro de agua. Los calentadores autorreguladores calientan el agua automáticamente a la temperatura ajustada y se apagan después. Así se mantiene constante la temperatura del agua deseada.

La mayoría de los calentadores están equipados con un termostato para controlar y mantener la temperatura ambiental de forma adecuada. Aún así conviene que el cliente disponga de un termómetro preciso para comprobar que se mantienen las temperaturas óptimas, y haga caso a las recomendaciones del especialista de la tienda.

Share.

Leave A Reply

Pregunta anti-spam Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies