¿Cómo influye la alimentación en la salud de las aves?

1

Una buena alimentación es fundamental para mantener la salud de las aves. Los comerciantes que se dedican a la venta de aves y los criadores deben informar correctamente sobre las necesidades nutritivas de cada especie para evitar que estas mascotas puedan caer enfermas como consecuencia de una dieta inadecuada.

Enrique Moreno Ortega
Veterinario

A pesar de la existencia en el mercado de piensos adecuados para determinadas aves y de una mayor información en cuanto a las necesidades nutritivas de cada especie, sigue siendo habitual, por ejemplo, encontrar loros alimentados sólo a base de semillas (pipas de girasol y cacahuetes) o con una dieta idéntica a la del propietario, lo que también es un error.

En este último caso los loros son alimentados como si fueran personas, llegando a ingerir productos que resultan tóxicos para las psitácidas: chocolate, té, aguacate, berenjena, patata cruda, bebidas alcohólicas, embutidos, etc.

El propietario de un ave de compañía debe tener presente que las dietas basadas sólo en semillas son deficitarias en vitaminas (A, D, E, K, biotina y B12), minerales (calcio, sodio, yodo, hierro, cobre, zinc, manganeso y selenio) y aminoácidos (metionina y lisina).

La malnutrición puede provocar síntomas distintos según los órganos que resulten afectados por esa carencia de nutrientes. Además, el sistema inmunológico se debilitará permitiendo la invasión de virus, bacterias y hongos, lo que empeorará aún más la salud del ave.

Alteraciones dérmicas

La piel es el lugar donde los síntomas derivados de una malnutrición son pronto observados y fácilmente reconocidos por el propietario.

En cuanto al plumaje, una dieta inadecuada puede provocar una muda lenta o incompleta, plumas retenidas en sus vainas de queratina, coloración anormal, formación de quistes plumíferos, pérdida de elasticidad de las plumas, etc.

La piel puede observarse seca, descamada, con prurito, pérdida de elasticidad, pododermatitis, etc. Estas alteraciones dérmicas pueden desembocar en picaje.

El pico y las uñas también se ven afectados: longitud excesiva, curvatura exagerada, deformación, rotura fácil, etc.

Obesidad

Un exceso de grasa en la dieta produce un sobrepeso del ave que se traduce en multitud de problemas: bloqueo de huevos (sobre todo en canarios, periquitos y ninfas), peritonitis por puesta abdominal, aparición de tumores grasos (lipomas), degeneración grasa del hígado, alteraciones del tiroides (hipotiroidismo y tiroiditis), diabetes, acortamiento de la esperanza de vida, etc.

Los canarios, periquitos, ninfas, cacatúas, yacos y amazonas son las aves de compañía más propensas a la obesidad.

Gota

Una dieta rica en proteínas y el acúmulo de los productos resultantes de su metabolismo (ácido úrico) conduce al desarrollo de esta patología. Hay diferentes tipos de gota según el lugar donde se depositen los uratos: sobre los órganos (gota visceral), en articulaciones (gota articular) o en uréteres (gota renal).

Además de una dieta rica en proteínas, una hipervitaminosis D3 y una hipovitaminosis A, junto a niveles altos de calcio contribuyen a la aparición de esta enfermedad.

Hemocromatosis

Se denomina hemocromatosis a la enfermedad originada como consecuencia de un acúmulo excesivo de hierro en el hígado y otros órganos (bazo, intestino, riñones y corazón), con el consiguiente daño de las células que lo almacenan. Es un problema frecuente en tucanes, mainates, aves del paraíso, turacos, quetzales y estorninos.

La causa que desencadena la aparición de la hemocromatosis no se conoce con exactitud. Posiblemente sea un exceso de hierro en la dieta, aunque quizás más que un exceso en la alimentación sea un aumento de su absorción intestinal. Una predisposición genética, el estrés, ayunos prolongados, cambios en la dieta, intoxicación por metales pesados, etc., son otros factores que pueden contribuir a la aparición de la enfermedad.

La vitamina C aumenta la absorción del hierro presente en la dieta, por lo que no deberían usarse frutos cítricos en la alimentación de las especies citadas anteriormente.

Los ejemplares enfermos suelen tener mal pronóstico. La dilatación del abdomen por acúmulo de líquidos (ascitis), dificultad respiratoria y el aumento del tamaño del hígado, son síntomas característicos que a menudo son observados por el propietario demasiado tarde.

Share.

1 comentario

  1. Pingback: Cómo prevenir enfermedades de las aves con una alimentación correcta - especiesPRO | publicación para comercios de animales de compañía

Leave A Reply

Pregunta anti-spam Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies