Aditivos para el agua tropical de los acuarios

0

¿Se pueden replicar las características del agua tropical de un acuario usando agua corriente? Veamos algunas posibilidades.

JM Sánchez-Ocaña
Director de Labo Fish Biotechnologies, SLU

No todas las aguas tropicales son iguales, y por su­puesto las que tenemos en nues­tras latitudes difieren también según sus orígenes. Por ejemplo, en España muchas poblaciones se abastecen de pozos, o bien de diferentes tramos de los ríos según su ubicación geográfica, y por tanto las aguas tendrán distinta composición según las características edafológicas de los acuífe­ros, o según el tipo de terreno que atravie­se el río. Recordemos los valores aproximados de diversas aguas españolas.

Datos aproximados suministrados por la Cátedra de Ingeniería Sanitaria de la ETS de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos
PH GH
Agua tropical 5,5-7,0 0-4º
España granítica (Madrid, Galicia, Montes Toledo). Tipo I. 6,8-7,1 0-3º
Cuencas altas, de la España caliza (Cuenca, Cantabria, Sistema Ibérico, etc.). Tipo II. 7,0-7,2 2º-6º
Cuencas bajas, España detrítica o caliza (Costa Mediterránea, Guadalquivir, Guadiana, etc.). Tipo III. 7,2-8,0 8º-25º

 

 

 

Del análisis de la información con­tenida en la tabla se deduce que para obtener agua tropical a partir del agua del grifo, en algunos casos es suficien­te disponer de algunos aditivos simples, incluido un ligero ajuste del pH a la baja que puede aportar ácidos orgánicos (no siempre es necesario).

En otros casos es necesario utilizar agua desionizada o mineral, en particular si el GH es demasiado elevado, o modifi­car el GH o bien desistir directamente de utilizar agua del grifo.

Aditivos más comunes

Pasamos revista a continuación a los adi­tivos más comunes de uso en acuariofilia:

Acondicionadores

En todo tipo de acuario se puede usar el acondicionador. Los acondicionadores bien formulados aumentan la relación de absorción de sodio, aportan aniones, vitaminas, en su caso glicoles, y pueden neu­tralizar el efecto de los tóxicos. Recomen­damos siempre el uso de acondicionador o anticloro, menos completo pero también con efectos beneficiosos.

Abonos o concentrados de oligoelementos

Por lo explicado en el tercer punto, gracias a los procesos de depuración y potabilización, el agua del grifo ha perdi­do parte de sus oligoelementos, y carece totalmente de otros que se dan natural­mente en el medio tropical y en otros ti­pos de aguas piscícolas. Recomendamos pues siempre el uso periódico de un con­centrado en sales y oligoelementos, que beneficiará tanto a plantas como a peces, y aumentará la capacidad de soporte de biomasa del medio acuático.

Concentrados en hierro

Atención: los concentrados en hierro pueden resultar muy útiles, pero se de­ben utilizar solamente en aquellos acua­rios en los que se intente reconstruir el medio acuático tropical de selva húmeda (Amazonas, Tailandia, Borneo, etc.). En acuarios salobres, de los lagos africanos o de poecílidos, en principio no estaría indicado su uso.

Sal marina

En los acuarios de peces de la fami­lia Poeciliidae (Platys, Guppys, Mollys) puede añadirse sal gorda marina para aumentar la conductividad, medio gramo por litro más o menos si no queremos dañar las plantas, aunque los peces so­portan mucho más. Es conveniente que el sustrato sea alcalino. Especifiquemos que no es conveniente mezclar con los poecílidos los peces de selva ecuatorial, a pesar de que es práctica frecuente, ya que es difícil mantener los parámetros del agua en valores compatibles para to­dos estos peces.

Turba

En los acuarios de selva tropical po­dremos utilizar alternativamente concen­trados en hierro, que suelen incorporar ácidos orgánicos, o complementar con turba. En particular la turba es un buen sustrato de puesta para los peces de la familia de los ciprinodóntidos.

Los pH, GH, etc.

Se pueden utilizar estos productos para ajustar las características fisicoquímicas del agua. En general se ajusta primero el GH, y luego el pH, ya que el ajuste del GH puede modificar el pH, mientras que lo contrario no es cierto.

Tengamos siempre en cuenta que es difícil por medios simples obtener agua blanda partir de un agua demasiado dura. Si tenemos agua dura es preferible mezclarla con agua desionizada hasta obtener agua de dureza media, y tratarla después.

Cómo replicar las características del agua tropical de un acuario usando agua corriente Clic para tuitear

Medicamentos, ¿aprobado o suspenso?

El uso de medicamentos dentro del acuario no es desde luego muy ecológi­co, ya que los medicamentos no se hallan en el lugar de origen de los peces. Ade­más, tratar los peces junto con troncos, plantas, todo tipo de bacterias presentes en el acuario, etc. puede producir inte­racciones imprevisibles, por lo que no estaría en principio recomendado.

Cuando realmente estén infectados, es preferible tratar los peces en una cuba de tratamiento aparte, perfectamente asép­tica, donde se puedan controlar dosis y duración de los tratamientos.

En cambio se puede usar en el acuario algún tónico a base de cobre, mejor en forma de quelato, que en dosis controla­da actúa como oligoelemento e inhibidor del crecimiento de todo tipo de organis­mos inferiores.

Share.

Leave A Reply

Pregunta anti-spam Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies